Adquirir un Smartphone puede suponer en muchos casos una inversión relativamente importante para algunas personas, quizás la mayoría. Sus precios aún se mantienen relativamente altos y la esperanza de adquirir Smartphones baratos no siempre se iguala con la calidad del equipo que se compra.

De los mejores teléfonos inteligentes –smartphones- que existen actualmente en el mercado, tenemos a los de la serie Galaxy de Samsung. Uno de ellos, el Samsung Galaxy SII es considerado uno de los mejores en su categoría.

Por ello, y para aquellos que creen que bien merece tener los cuidados necesarios para que el teléfono nos brinde el mejor servicio y se mantenga con la belleza del primer día, estos son algunos de los consejos que deberías seguir.

Hay muchos consejos que son simplemente cuestión de lógica y buen sentido común, como no intentar reparaciones por uno mismo, evitar situaciones que lo pongan en riesgo de una caída, no usarlo en condiciones extremas o peligrosas como lo es en situación de tormentas eléctricas en las que la señal puede verse perjudicada y el usuario aumenta las probabilidades de recibir una descarga eléctrica, otras son a veces olvidadas o no tomadas en cuenta como corresponde, como ser:

cuidados del Samsung Galaxy SII

Siempre tener el teléfono seco, si la humedad es excesiva o le llega a caer agua, apáguelo inmediatamente, retire la batería y espere a que seque completamente.

El Samsung Galaxy SII se debe usar en ambientes que estén a temperaturas no inferiores a los 20ºC bajo cero o superiores a los 50ºC.

No se debe dejar el teléfono expuesto al sol, o en ambientes que eleven su temperatura por encima de los 80ºC, además de dañarlo podría explotar.

No lo lleve en un bolsillo o bolso donde existan monedas, llaves u otros adornos metálicos que puedan rayar la pantalla o el acabado externo del teléfono.

No exponerlo a campos electromagnéticos intensos o prologandos como podría ser cerca de parlantes de gran potencia, imanes, tomógrafos, o diversos scaners.

Nunca deje cargando la batería del Samsung Galaxy SII –u otros smartphones- por más de una semana (ya sea por olvido o descuido), la batería se dañará.

Pulse la pantalla táctil de una manera suave y siempre usando las yemas de los dedos secas y límpias, ésta ha sido diseñada para responder a ellos y no así a puntas de bolígrafo, punteros u otros objetos con punta; además de obtener una respuesta pobre de la pantalla, lo más probable es que la termine dañando y provocando rayones permanentes. Retire la película protectora que trae el teléfono, si la deja puesta no habrá una buena respuesta ya que la pantalla precisa detectar las pequeñas descargas eléctricas producidas al ser tocada por los dedos del usuario.

Para limpiar el celular use siempre una toalla o en su defecto un paño de goma, si es necesario retirar alguna mancha, hágalo con un paño humedecido en agua tíbia al que se le ha retirado el exceso de agua. Nunca emple solventes como alcohol, acetona u otros. No use tampoco detergentes o abrasivos que pueden dañar tanto la pantalla táctil como el acabado del teléfono.

No retire las tarjetas SIM o las tarjetas de memoria microSD cuando el equipo está funcionando o está encendido. Para retirar las tarjetas de memoria primero se debe seguir el procedimiento recomendado por  Samsung para “desmontarlas”  y luego recién sacarlas físicamente de su ranura de inserción.

Mantenga actualizado el software de su teléfono Samsung, visite regularmente las páginas web de la empresa para ver si hay nuevas versiones que aporten mejor rendimiento y estabilidad.

Familiarícese con las funciones del Galaxy, ahorrará tiempo, maximizará su interacción él, encontrará atajos para realizar distintas tareas con el menor número de acciones con la pantalla.

Fuente: Manual del usuario del Samsung Galaxy SII